Entradas Populares

La Elección Del Editor - 2019

Nutrición para mujeres embarazadas en 1 trimestre - menú y reglas de nutrición

Felicidad, espera tediosa, anticipación e incluso miedo: todos estos sentimientos acompañan inevitablemente a las mujeres embarazadas. Y es muy importante durante este período no rendirse a las emociones, sino recordar esa responsabilidad, que también es parte integral de ella. Es en este momento que el cumplimiento de los conceptos básicos de un estilo de vida saludable es lo más relevante. Casi todas son aplicables al embarazo, aunque algunas requieren pequeños cambios.

La nutrición adecuada durante el embarazo es lo más relevante, ya que depende de lo que come una mujer, en muchos aspectos depende de cómo se desarrollará su hijo. Por ejemplo, depende de si una mujer embarazada recibe suficiente proteína, si el bebé tendrá suficiente material de construcción. La nutrición de proteínas para mujeres embarazadas es muy, muy importante.

Además, muchos productos tienen el efecto más perjudicial sobre el estado y el desarrollo del niño y sobre el bienestar de la madre. De tales productos, por supuesto, hay que abandonarlos. Tiene sentido tener en cuenta una característica importante: una nutrición adecuada en el embarazo temprano será algo diferente de la dieta de una mujer embarazada en las últimas semanas.

No todos entienden de dónde provienen tales diferencias, pero será bastante fácil entender el tema. Juzguen ustedes mismos, en las primeras etapas se colocan sistemas importantes del cuerpo, pero el tamaño del feto no aumenta significativamente. Por lo tanto en las primeras etapas Una dieta saludable para mujeres embarazadas se basa en obtener suficientes minerales, vitaminas y similares.

Segundo trimestre La nutrición durante el embarazo debe centrarse en una mayor ingesta de proteínas, ya que en este momento comienza el crecimiento activo del niño, sus órganos internos. Todo esto requiere un material de construcción, es decir, proteína.

Poder en el tercer trimestre Los embarazos son, ante todo, vitaminas y minerales que son necesarios para el desarrollo de los sistemas internos del cuerpo del niño, especialmente el calcio para el crecimiento óseo y el desarrollo del sistema nervioso.

Al planificar un embarazo, la nutrición adecuada también es muy importante. Cuanto más sano, resistente y fuerte sea el cuerpo de una mujer en el momento de la concepción, mayores serán las posibilidades de una fijación exitosa del óvulo en el útero. Sí, y un cierto conjunto de vitaminas en el cuerpo contribuye al correcto desarrollo del embrión.

Como puede ver, la diferencia en las recomendaciones para la nutrición adecuada de las mujeres embarazadas por meses, y algunas veces incluso por semanas, está totalmente justificada. Sin embargo, existen, por supuesto, las reglas generales de una nutrición adecuada durante el embarazo, por lo que se analizarán más a fondo.

Principios generales de buena nutrición durante el embarazo.

En primer lugar, vale la pena recordar una cosa simple: desde la mesa es mejor levantarse un poco hambriento que con la pesadez en el estómago por comer en exceso. En este sentido, es mejor seguir los principios de alimentación fraccionada: comer menos, pero con más frecuencia. La opción ideal sería comer 5-6 veces al día. Para comer la última vez que necesite durante 3 horas antes de acostarse. Más tarde, no es muy recomendable, si la sensación de hambre es intolerable, puedes beber un vaso de leche o kéfir, comer una manzana o una pera. Es esta dieta para mujeres embarazadas que será la más óptima.

La nutrición adecuada durante el embarazo, como, de hecho, cualquier dieta adecuada, implica el rechazo de alimentos fritos, alimentos en escabeche y carnes ahumadas. Mucho más útiles serían los alimentos cocidos al vapor, cocidos, cocidos o al horno. Los alimentos para las mujeres embarazadas deben ser lo más frescos posible, no deben contener conservantes, exceso de sal y similares.

Es obvio que los alimentos enlatados, diversas salchichas y otros productos de almacenamiento prolongado, si no rechazan la prohibición, requieren un control estricto de su uso.

Por supuesto, se recomienda abandonar la comida rápida. Sin embargo, vale la pena señalar que si hay una opción: quedarse con hambre o comer algo que no sea muy saludable, es mejor elegir el segundo. Morir de hambre a una mujer embarazada no vale la pena. Otra cosa, si antes de una elección de este tipo se levanta sospechosamente a menudo, entonces debería pensar en llevar fruta o sándwiches con usted.

De suma importancia es el equilibrio entre los componentes esenciales de la nutrición como las proteínas, las grasas, los carbohidratos y también las vitaminas y los minerales. Por supuesto, una dieta equilibrada para mujeres embarazadas en diferentes momentos implica un equilibrio diferente de estos componentes, el hecho sigue siendo el mismo.

Comidas semanales

1-3 semanas de embarazo

Los ginecólogos no cuentan el embarazo desde el día de la concepción, ya que es casi imposible calcularlo, pero desde el primer día del último período menstrual. Por lo tanto, las primeras 2 semanas de edad gestacional obstétrica caen en el momento antes de la concepción.

Planificación del embarazo - este es un período extremadamente crucial, del cual depende la salud del feto y la ausencia de complicaciones durante el embarazo. Así que resulta que una nutrición adecuada antes del embarazo es de suma importancia. En esta etapa es muy importante aumentar la cantidad de ácido fólico. A menudo, los médicos recomiendan tomarlo en forma de cápsulas, pero es mucho mejor obtener todas las vitaminas de los alimentos normales. El ácido fólico se encuentra en las verduras, la lechuga de hoja y en los cereales.

No menos útil para comer frutas y verduras amarillas. Pero a partir de los alimentos grasos y dulces es mejor renunciar. Esto evitará problemas con la obesidad y reducirá el riesgo de toxicosis temprana.

Aproximadamente a los 10 a 14 días del ciclo, tiene lugar la fertilización y el óvulo comienza a moverse hacia el útero. A partir de ahora podrás hablar sobre el próximo embarazo.

3 semanas

La nutrición al comienzo del embarazo es un tema muy difícil, porque literalmente cada semana aparecen nuevos órganos y sistemas en el embrión y, por lo tanto, la necesidad de vitaminas y nutrientes cambia constantemente.

En la tercera semana de embarazo, se produce la implantación de óvulos y comienza a desarrollarse la placenta, al igual que la membrana fetal. El calcio, que se encuentra en la leche y los productos lácteos, el brócoli, los vegetales verdes y los jugos de fruta, y el manganeso, se puede obtener del pavo y el cerdo, las almendras, la avena, los huevos, las pasas, los plátanos, las zanahorias y las espinacas.

4 semanas

Durante 4 semanas, la comida permanece igual que para 3, sin embargo, en este momento es especialmente importante rechazar el café. Sin embargo, beber esto es ciertamente una bebida deliciosa, pero no muy útil durante el embarazo es muy cuidadosa. Especialmente el café está contraindicado por la noche. Como puede ver, la nutrición adecuada en el primer mes de embarazo no es demasiado difícil. Será un poco más difícil aún más.

5 semanas

Como regla general, aproximadamente en este período comienza la toxicosis embarazada. Para aliviar este estado, puede cambiar ligeramente el menú del día. Por lo tanto, la carne y los huevos, así como otras proteínas animales, pueden reemplazarse con nueces, soya y otras legumbres. En lugar de leche, puedes comer yogurt y queso. No será superfluo introducir zanahorias, mangos y albaricoques en la dieta.

6 semanas

La toxicosis está en pleno desarrollo, por lo que la mañana debe comenzar con galletas saladas o saladas. Es mejor comerlos inmediatamente después de levantarse, sin levantarse de la cama. En esta etapa, es mejor beber muchos líquidos, al menos 8 vasos por día. Por la noche puedes comer un puñado de pasas.

7 semanas

En este momento, pueden ocurrir problemas intestinales. Por lo tanto, debe evitar los productos que contribuyen a la formación de gas, incluida la col. No sería superfluo abandonar aquellos productos que se adjuntan. Es mejor introducir ciruelas, kéfir fresco y similares en la dieta.

8 semanas

El té de jengibre te ayudará a sobrellevar la toxemia, y no olvides las nueces.

9-10 semanas

Prefiera cereales integrales y pan integral. El arroz integral es mejor que el blanco. En general, una mujer embarazada necesita bastante fibra en esta etapa.

11-12 semanas

El primer trimestre del embarazo termina, y la nutrición en este momento debe ser especial. Este es el momento más difícil, y es muy importante escucharte a ti mismo, a tu cuerpo. Si quiere comer un plato en particular, significa exactamente aquellas sustancias que contiene, y no son suficientes para su bebé. Por supuesto, no hay necesidad de ir a los extremos.

13-16 semanas

La nutrición durante el segundo trimestre durante el embarazo se caracteriza, como ya se mencionó, por una ingesta abundante de proteínas. Además, es necesario aumentar la ingesta calórica diaria total de alimentos. Si en el primer trimestre es suficiente comer 2400-2700 kcal, entonces a partir de este momento es necesario comer 2700-2900 kcal.

16-24 semanas

La nutrición a los 6 meses de embarazo debe contribuir al desarrollo de la visión y audición del niño. Es decir, necesitas vitamina A y betacaroteno. Hay en este momento mejor repollo, pimiento amarillo, zanahorias. Tenga en cuenta que la vitamina A se absorbe solo con las grasas.

24-28 semanas

Es en este período que la alimentación fraccionada se vuelve especialmente relevante. El útero está creciendo activamente, ocupa más espacio en la cavidad abdominal y comienza a ejercer presión sobre el estómago. En consecuencia, el estómago se vuelve más pequeño y es difícil para él acomodar una gran cantidad de alimentos. Incluso con comidas pequeñas, las mujeres embarazadas pueden sufrir de acidez estomacal. Es mejor rechazar las bebidas carbonatadas y el café, también provocan acidez estomacal. En general, la nutrición de una mujer embarazada en el tercer trimestre debe ser lo más diversa posible, ya que las necesidades del bebé están creciendo.

29-34 semanas

En el octavo mes, los huesos están creciendo activamente y los dientes se están colocando, por lo tanto, es muy importante comer la mayor cantidad posible de productos que contienen calcio. Los ácidos grasos son simplemente necesarios para el desarrollo del cerebro, y son precisamente ellos los que contribuyen a la absorción del calcio. La falta de hierro en este período puede llevar al desarrollo de anemia tanto en la madre como en el niño. Pescados grasos, nueces, carnes rojas, verduras de color verde oscuro y semillas: estos son los productos que deben consumirse durante este período de embarazo.

35-40 semana

La nutrición a los 9 años, el último mes de embarazo, debe contribuir al fortalecimiento general del cuerpo de la madre. Después de todo, por delante de su trabajo muy difícil y lento: el parto. La principal fuente de energía en el cuerpo son los carbohidratos, su consumo debe ser la base para alimentar a una mujer embarazada antes de dar a luz. Gachas y verduras: estos son los alimentos que debe comer durante este período.

Eso es todo lo que puedes decir sobre la nutrición trimestral. Un ejemplo de cena, desayuno o almuerzo para mujeres embarazadas tampoco puede ser superfluo.

Un ejemplo de menú para el día podría verse así:

  1. La primera comida: pan tostado negro, un pequeño trozo de mantequilla, un huevo, un vaso de kéfir,
  2. Segunda comida: ensalada verde, un vaso de té,
  3. La tercera comida: filete de pollo, papas hervidas, una pera, un vaso de kéfir o yogur para beber.
  4. Cuarta comida: tostadas con mermelada o mantequilla, un vaso de jugo,
  5. Quinta comida: arroz integral, pescado hervido, ensalada de verduras, té,
  6. La sexta comida: un vaso de kéfir o una fruta pequeña.

Nutrición especial para mujeres embarazadas.

Pero esto no es todas las características de la nutrición de las mujeres embarazadas. En algunos casos, las mujeres desarrollan patologías durante el embarazo que requieren una nutrición especial. Entonces con anemia comida especial embarazada es una necesidad. Con esta enfermedad, es muy importante aumentar la ingesta de alimentos que contienen hierro.

Además, es importante no solo saber qué productos usar, sino también en qué combinaciones, ya que esto afecta la absorción de hierro en el cuerpo humano. Una mujer que ha experimentado anemia en mujeres embarazadas debe consultar con un médico no solo sobre el tratamiento médico, sino también sobre la dieta adecuada.

Para la obesidad, desarrollado sobre el fondo del embarazo, puede ser necesario hacer dieta para mujeres embarazadas. Es importante recordar que sin consultar a un médico, una mujer embarazada no debe elegir su propia dieta para perder peso. El riesgo de desarrollar patologías y anomalías es demasiado grande, tanto en el cuerpo de la madre como en el del niño.

Especialmente dañinas son las dietas mono y las dietas que requieren un ayuno prolongado. Ambos contribuyen al agotamiento y la avitaminosis. Restaurar el estado del cuerpo, el suministro de nutrientes y vitaminas llevará mucho tiempo, y para compensar el daño que tales dietas infligen a un niño es completamente imposible.

Nutrición de una mujer embarazada en el segundo trimestre: reglas generales y un menú semanal

Hola, mujeres encantadoras! Prácticamente todos nosotros, tarde o temprano, nos convertimos en madres. Pero precedido por largos meses de espera de las migajas, la cola en la clínica prenatal, análisis interminables y encuestas. Sueños de un bebé sano.

¿Pero sabías que la mayoría, si no todas, están destinadas a hacerse realidad? Y necesita muy poco para esto: un estilo de vida saludable, buen humor y una nutrición adecuada para las mujeres embarazadas. 1 trimestre, cuyo menú se considera en este artículo, se considera uno de los más importantes. Simplemente porque es durante este período que se colocan todos los órganos y sistemas del feto, y él mismo se está desarrollando gradualmente.

Y en el mejor de los casos, si puedo decirlo, la falta de sustancias útiles en el futuro puede llegar a ser una patología para él, y en el peor de los casos, volverse fatal.

1. Características nutricionales de una mujer embarazada en el primer trimestre.

¡En la raíz para cambiar la dieta en los primeros meses de embarazo no vale la pena! Es mucho más razonable corregirlo.

Ayudará en esto Reglas generales simples de nutrición:

  • Menú embarazada debe estar lo más diverso posible y contienen proteínas, grasas y carbohidratos en las cantidades adecuadas. Por supuesto, solo un nutricionista puede determinar estas cantidades en cada caso individual. Si tiene la oportunidad de referirse a él, bueno, si no, no se enoje. Especialmente, si antes del embarazo no hubo problemas con el exceso de peso. Después de todo, esto significa que la dieta es correcta y no es necesario cambiarla. Si lo fueran, debería revisarse, reduciendo la cantidad de grasas y carbohidratos consumidos (dulces). Comer más de lo habitual y comer para dos en el primer trimestre no vale la pena.
  • Al principio, es deseable. Aumentar las porciones de frutas y verduras consumidas. Este último puede ser llenado con aceite. De esta forma, no solo se absorben más rápido, sino que también mejoran la digestión.
  • Es importante cuidar la dieta. Tres comidas durante este período deben reemplazarse preferiblemente por 5-6. Lo principal es que las raciones eran pequeñas.
  • No debemos olvidarnos de la bebida. La futura madre necesita 2 litros de líquido por día.. Y puede ser no solo agua, sino también jugos de frutas, compotas, leche o cacao.
  • El último factor es la forma de cocinar. Durante el embarazo es mejor rechazar los alimentos fritos A favor de cocidos, al horno o al vapor.

2. ¿Qué debe estar en la dieta?

La nutrición adecuada para las futuras madres puede reducir el riesgo de desarrollar anomalías congénitas del feto. Es por eso que debe ser pensado con mucho cuidado.

¿Qué necesita una mujer embarazada?

En vitaminas, porque juegan un papel crucial. Juzga por ti mismo:

  1. Vitamina B9o ácido fólico. Los médicos lo prescriben desde los primeros días. Sabes por que Es responsable del correcto desarrollo del sistema nervioso y protege al feto de la anencefalia, la hidrocefalia, las grietas de la columna y otras enfermedades peligrosas. Se encuentra en frutos secos, legumbres, manzanas, cítricos, setas y verduras.
  2. Vitamina e. También es ampliamente escuchado como advierte un aborto involuntario. Lo puedes encontrar en aceites vegetales, huevos, nueces, hígado y verdes o. en la farmacia.
  3. Vitamina c. No solo mejora la inmunidad de la futura madre durante el embarazo, sino que también fortalece las paredes de los vasos sanguíneos y la placenta, y también contribuye a la absorción de hierro, de la que, por cierto, depende el nivel de hemoglobina. Pero tenga en cuenta que demasiada vitamina C puede ser perjudicial, porque La vitamina C estimula el sistema inmunológico, lo cual es indeseable en el primer trimestre.
  4. Vitamina d ¿Quieres preservar la salud y la belleza de tus dientes? No se olvide de los pescados, mariscos, yemas de huevo y mantequilla, en los que se encuentra. Esta vitamina permite que las migajas futuras no solo formen un sistema óseo fuerte, sino también para prevenir el desarrollo de reacciones alérgicas.
  5. Vitamina B12. Las mujeres que sufren de anemia lo necesitan. Está contenido en pescado, huevos, carne y leche.
  6. Vitamina A. Afecta el estado de la placenta y se encuentra en huevos, productos lácteos, vegetales verdes y amarillos.

Además de ellos, una mujer embarazada necesita zinc, hierro, selenio, miel, cobalto y otros oligoelementos, de los cuales depende el desarrollo del feto. ¿Cómo no perderse en toda esta diversidad y enriquecer su cuerpo con todas las sustancias útiles?

Solo asegúrese de que en la dieta haya un lugar para todos los grupos de productos, a saber:

  • verduras y frutas
  • cereales y cereales,
  • carne y pescado
  • productos lácteos.

3. ¿Qué puede hacer una mujer embarazada en el primer trimestre?

  • Productos de comida rápida y productos semiacabados.
  • Las papas fritas, las galletas y cualquier plato demasiado salado y picante, interrumpen los procesos metabólicos del cuerpo y provocan la hinchazón.
  • Café y bebidas con cafeína. Aumentan la presión, lo que puede resultar en un aborto involuntario. Mientras tanto, los médicos aún permiten a los fabricantes de café 1 taza de café por día.
  • Alimentos enlatados, bebidas carbonatadas.
  • Alcohol

Alimentos en la dieta.

Un programa nutricional para mujeres embarazadas debe consistir en carbohidratos, proteínas y grasas, pero con moderación. La ingesta de proteínas no debe exceder más de 120 gramos por día. De estos, 80 son productos de origen animal: kéfir, requesón, carne, huevos. La ingesta diaria de grasa es de 100 gramos. Los carbohidratos son una fuente de energía, pero deben consumirse con precaución.

En el primer trimestre no debe tomar más de 400 gramos. En el último trimestre, se recomienda reducir a 250 gramos por día. Es recomendable no excluir las verduras, y los platos de harina y azúcar.

La nutrición adecuada para las mujeres embarazadas incluye platos cocidos, al vapor, guisados ​​y al horno. Es necesario limitar el uso de azúcar y sal. La glucosa aumenta los niveles de azúcar en la sangre, lo que puede causar diabetes en el embarazo. La sal contribuye a la retención de líquidos en el cuerpo y conduce al edema.

Lo que necesitas para comer embarazada todos los días:

En el menú diario se recomiendan los jugos recién exprimidos y el agua. El resto de la comida se recomienda comer cada dos días. Para la cena, es recomendable comer alimentos de fácil digestión. La tasa diaria aproximada de ingesta calórica es de 2500 kcal.

El menú para mujeres embarazadas para todos los días debe incluir el 50% de fibra natural: frutas, verduras, bayas, trigo duro, salvado.

¿Cuánto deben comer las mujeres embarazadas por día? La cantidad de comida no debe exceder la norma. Agregue 300 kcal a su dieta normal. Si hay un déficit de peso, vale la pena comer el doble de comida.

Productos prohibidos

Hay ciertos alimentos que pueden dañar a la madre y al bebé. Pero es posible, raramente, hacer una excepción y tomar una taza de café con chocolate.

Es estrictamente necesario abandonar el alcohol, las drogas y los cigarrillos. Estas sustancias afectan a la madre y al niño en forma lipídica: se desarrollan anomalías fetales, se afecta el sistema vascular, se puede producir un parto prematuro y un aborto espontáneo.

Lista de productos prohibidos:

  • Quesos fundidos, leche no pasteurizada y huevos crudos. Pueden contener bacterias que pueden provocar infecciones y abortos involuntarios involuntarios. Los huevos de codorniz no entran en esta categoría.
  • algunos tipos de peces: marlin, tiburón, atún, rey caballa contienen mercurio, es muy malo para el bebé,
  • No se recomienda comer sushi con pescado fresco. Existe un alto riesgo de enfermedades helmínticas.
  • Si antes del embarazo, una mujer sufría enfermedades del tracto gastrointestinal, los alimentos ahumados, picantes y grasos pueden causar acidez estomacal severa,
  • Chips, galletas, bebidas carbonatadas, goma de mascar contiene colorantes, potenciadores del sabor y sabores. Afectan negativamente al organismo de la futura madre.

Debe tener cuidado con los analgésicos, medicamentos contra los calambres, la tos y las pastillas para el resfriado. En el contenido de ellos, puede haber alcohol y enzimas de drogas. Durante todo el período de embarazo se permite utilizar 2-3 veces vino seco. Aumenta la hemoglobina y el apetito.

Menú diario

La nutrición de una mujer embarazada debe consistir en un menú óptimo de recetas diarias. Ayuda a acostumbrarse a la nueva dieta y no pensar en bocadillos. Se recomienda comer alimentos variados y sanos. Verduras preferentemente consumidas crudas. Durante el tratamiento térmico, pierden la mayor parte de sus valiosas cualidades.

También durante la gestación, puede ganar exceso de peso. La dieta para mujeres embarazadas por día ayuda a perder peso y también normaliza el peso corporal.

Menú para 1 día de una mujer embarazada,

  • desayuno: avena con leche, plátano, pan y mantequilla,
  • Almuerzo: sopa con caldo de verduras, ensalada de col y zanahoria, compota de frutas secas,
  • merienda: kéfir con tarta de queso, manzana,
  • Cena: estofado de verduras al vapor, vinagreta, infusiones.

  • Desayuno: huevos revueltos con verduras, manzana, té verde,
  • Almuerzo: pasta con chuletas al vapor, zumo, guiso de verduras,
  • merienda: pasteles de queso y yogurt,
  • Cena: carne al horno, ensalada de verduras.

  • desayuno: requesón con frutas secas, pan y mermelada, jugo,
  • Almuerzo: tortas de pescado al vapor, papas hervidas, cacao,
  • merienda: gelatina, galletas, plátano,
  • Cena: cazuela de verduras, ryazhenka.

  • Desayuno: gachas de trigo sarraceno, sandwich de mantequilla, jugo,
  • Cena: sopa de albóndigas, ensalada con aceite de oliva, té de hierbas,
  • merienda: leche, panecillo, fruta,
  • Cena: empanadas de carne al vapor, pan, té.

  • desayuno: buñuelos de calabacín con crema agria, huevo cocido, pan y mantequilla,
  • Almuerzo: goulash con papilla, ensalada con guisantes verdes, jalea de fruta seca,
  • merienda: kéfir, galletas,
  • Cena: chuletas de repollo, ensalada de remolacha, caldo de rosa mosqueta.

  • desayuno: muesli con leche, jugo fresco, té de manzanilla,
  • Almuerzo: sopa vegetariana, muslo de pollo cocido, fruta guisada,
  • merienda: ryazhenka, pastel de queso,
  • Cena: estofado de pescado, patatas hervidas, pan.

  • desayuno: requesón con frutas secas, té verde, manzana,
  • Cena: sopa con crema agria, albóndigas con arroz, jugo,
  • merienda: jalea, plátano,
  • Cena: estofado de verduras, té con leche, pan.

¿Cuántas veces al día necesitas comer embarazada? En el primer trimestre 3-4 veces al día. A los 3 trimestres, comer de 4 a 6 veces al día se considera normal. La dieta para mujeres embarazadas todos los días se puede mantener hasta el final del período de gestación.

Recetas de platos

Recetas de dieta para mujeres embarazadas para todos los días se pueden preparar de forma rápida y sabrosa. No requieren productos y esfuerzos especiales.

Cuenco de vitaminas. Ingredientes: 1 melocotón, 1 kiwi, 100 gramos de nueces, yogur, 1 plátano, 50 gramos de grosellas. Mezclar todos los ingredientes en una licuadora y listo para comer. Esto se considera más postre. Se recomienda comer esta delicia en 2 días 1 vez.

Plato de verduras. Ingredientes: calabacín, zanahoria, coliflor, alcachofa. Pelar las verduras, cortar en rodajas redondas. Poner fuera Cubrir con eneldo seco y aceite de oliva.

Trucha en papel de aluminio. Ingredientes: canales de pescado, pimiento, ajo, limón, eneldo. Limpie el pescado, enjuague bien. Poner el ajo y el perejil finamente picados. Coloque papel de aluminio en una bandeja para hornear, ponga el pescado y envuélvalo. Hornear a 220 grados durante 35 minutos. Antes de servir, decorar con limón.

1 trimestre - características y excentricidades de las mujeres embarazadas

Los familiares pueden ayudar a cumplir con la dieta de la embarazada. 1 trimestre es uno de los períodos más importantes en la formación del feto. Es durante los primeros meses de embarazo que tendrá que abandonar completamente todos los malos hábitos. De hecho, tenía que hacerse varios meses antes de la concepción, incluso durante la planificación del embarazo.

En cuanto a la comida, un cambio brusco en los hábitos y la transición a una comida completamente saludable pueden ser estresantes para el cuerpo, y esto no es absolutamente necesario. Por ejemplo, ¿te gusta comer papas fritas y no puedes imaginar tu vida sin ella? Genial, come de salud. Tales excentricidades son totalmente compatibles. En cualquier caso, si una mujer embarazada quiere algo inusual, entonces debe darlo. Se permiten pequeños caprichos en los alimentos, porque el cuerpo se reconstruye debido al embarazo; esto se refiere al hecho de que un niño necesita una gran cantidad de minerales y vitaminas útiles. Puede que no sean suficientes, por lo que el cuerpo de una mujer con tal "Lista de deseos" indica que no hay suficientes sustancias. Como puede ver, la dieta para mujeres embarazadas es bastante simple en los primeros meses. Muchos ni siquiera cambian sus hábitos.

Que comemos

Menú embarazada algo bastante impredecible. Por supuesto, todo se selecciona individualmente, pero hay algunos patrones generales para todas las mujeres embarazadas.

Es muy importante escuchar incluso las más leves excentricidades en los alimentos, porque los deseos de las mujeres embarazadas a veces dicen mucho. Por ejemplo, si desea coles de mar, entonces el cuerpo tiene una escasez aguda de yodo. Un mayor interés en los productos lácteos (leche, queso, requesón y otros) es un signo de niveles de calcio insuficientes. Es necesario para el desarrollo completo del feto, por lo que su deficiencia debe eliminarse sin demora. La falta de vitamina C, por ejemplo, se evidencia por el deseo de verduras y frutas frescas, de papas y pepinos en vinagre. Mucha gente quiere comer nueces, pescado y guisantes en ese período, tales preferencias alimentarias son un claro signo de falta de vitamina B1 en el cuerpo. Las frutas, así como las verduras de color naranja y rojo, son una excelente fuente de vitamina A (es decir, caroteno). Para los amantes de los plátanos, la buena noticia es que son ricos en vitamina B6 y en potasio esencial.

Una dieta adecuada para mujeres embarazadas en ningún caso debe excluir el uso de carne. A menudo hay situaciones en las que un producto tan útil es abandonado debido a la toxicosis. Un fenómeno similar preocupa a las mujeres durante los primeros meses de embarazo. En cualquier caso, pasará rápidamente, y el uso de tales productos no traerá absolutamente ningún problema.

La primera mitad es la combinación correcta de elementos micro y macro beneficiosos.

En los primeros meses de embarazo, los órganos internos del futuro bebé comienzan a formarse, por lo que es tan importante seguir los consejos de expertos en nutrición. Primero, es preferible comer 4 veces al día, y debe hacerlo para que aproximadamente el 30% del valor energético total de la ración diaria se ingiera para el desayuno.

Luego sigue un segundo desayuno: este es otro 15%, el almuerzo toma el 40%, la cena solo el 10%. Pero a las 9 en punto de la noche, puedes beber un vaso de kéfir, que será el 5% restante.

Dichas proporciones se deben calcular en una dieta con un valor energético de 2400 o hasta 2700 kcal. Para evitar posibles problemas en el futuro, debe planificar adecuadamente los alimentos durante el embarazo.

Los médicos recomiendan que sigas una dieta en la que se incluyan todas las proteínas, carbohidratos, grasas, micro y macro elementos necesarios, minerales y vitaminas. La dieta de una mujer embarazada por día debe incluir un promedio de 75 g de grasa, hasta 110 g de proteína y también alrededor de 350 g de carbohidratos. Son estas proporciones las que pueden proporcionar al cuerpo de la mujer embarazada todo lo necesario para el desarrollo fisiológico normal del feto.

Contraindicaciones durante el embarazo

La dieta para las mujeres embarazadas debería excluir completamente el alcohol y los cigarrillos: parece que todos lo saben, pero algunas mujeres jóvenes simplemente no pueden darse el lujo de abandonar hábitos tan dañinos.

A veces no es suficiente saber que otros malos hábitos pueden llevar al desarrollo fisiológico anormal del bebé, problemas con el sistema cardiovascular y desarrollo mental.

En los primeros meses de embarazo, se debe evitar el uso indebido de drogas, a menos que el médico tratante lo considere necesario. No permita ningún contacto con los pacientes, ya que durante el embarazo una mujer tiene una inmunidad demasiado debilitada, lo que puede llevar a consecuencias trágicas. No coma productos de calidad inferior. La mejor opción sería la comida solo platos cocinados, verduras frescas y frutas. La intoxicación alimentaria no es la mejor perspectiva.

Lo más interesante es que los amantes de lo agudo no tuvieron suerte. Especias como la mostaza, el rábano picante, la pimienta y el vinagre, ciertamente no se verán pronto. Es importante que no haya absolutamente ningún alimento enlatado en el menú para embarazadas. Puede usar solo los marcados "Alimentos para bebés" y "No se garantizan los conservantes".

Dosis requeridas de minerales.

El problema más básico que enfrentan las mujeres embarazadas es la falta de hierro en la sangre. Este componente es responsable de la circulación sanguínea normal y la respiración del tejido. Para reponer la dosis diaria requerida (hasta aproximadamente 20 mg), es suficiente incluir la yema de huevo, el hígado, la harina de avena y el trigo sarraceno en la dieta.

Si hay un deseo de comer cal, sal, tiza y más, entonces este es un signo claro de la falta de sales de calcio en el cuerpo. Por lo tanto, primero necesitas revisar tu dieta. En este caso, a las mujeres embarazadas se les prescriben vitaminas especiales, fósforo, calcio y preparaciones de hierro. Una dieta aproximada de una mujer embarazada debe incluir de 1500 a 2000 mg de calcio por día. Esta dosis es casi el doble de la tasa diaria de un adulto. Para satisfacer esta necesidad, es necesario comer productos lácteos pesados, especialmente leche. Por ejemplo, 100 ml de leche pasteurizada contienen aproximadamente 130 mg de calcio. Los más valiosos a este respecto son los quesos: solo 100 g de queso pueden contener hasta 1000 mg de calcio.

Es necesario seguir reglas estrictas con respecto al uso de sal de mesa en los alimentos. Por ejemplo, en los primeros meses es posible permitir hasta 12 g por día, un poco más tarde ya es posible solo hasta 8 g, y ahora en los últimos dos o tres meses solo hasta 5 g

Nutrición durante el embarazo - las reglas básicas

Es importante asegurarse de que todos los alimentos cocidos sean de la mejor calidad. Muchos médicos recomiendan eliminar la sacarosa de la dieta. En su mayor parte, está contenida en confitería. Un buen sustituto sería la glucosa, la miel, la fructosa, así como cualquier pastelería hecha de ellos.

Es muy importante que una mujer embarazada se asegure de que la cantidad de energía que viene con la comida corresponda al costo. Es decir, es normal que la futura madre gane kilogramos, pero esta recomendación la protegerá del exceso de peso, que puede permanecer después del parto.

La dieta de una mujer embarazada debe estar completamente equilibrada: un exceso de nutrientes también puede interrumpir el desarrollo físico completo del feto, el metabolismo y las funciones de las glándulas endocrinas. Como resultado, un bebé puede nacer con sobrepeso y desarrollo no armónico de los órganos internos.

Si observa el problema desde el otro lado, la desnutrición puede dañar al feto aún más que comer en exceso. Una deficiencia de al menos un elemento benéfico (por ejemplo, el calcio) en la dieta de una mujer embarazada puede afectar negativamente la salud del bebé. En ausencia de los macro y micronutrientes necesarios, vitaminas y minerales, puede ocurrir un aborto espontáneo o un parto prematuro. La prematuridad es muy peligrosa para la vida del bebé: puede afectar el desarrollo mental inadecuado, la aparición de diversas anomalías, deformidades, retrasos en el desarrollo.

El aumento de peso estándar durante el embarazo.

Una dieta aproximada para mujeres embarazadas debe calcularse solo a partir de sus necesidades individuales. Un hecho interesante es que todas las mujeres ganan masa casi por igual. Por ejemplo, la tasa de aumento en el peso corporal de 8 a 10 kg. Esto es aproximadamente 300 o 350 g por semana durante la segunda mitad del embarazo. La mayoría de las veces, muchas niñas comienzan a comer sin control, explicando que necesitan comer por dos. ¡Esto está mal! No puede ganar demasiados kilos de más en la primera mitad del período. Es importante controlar los beneficios de los productos consumidos y no exagerar. Si sigue algunas reglas simples, una dieta para mujeres embarazadas puede no ser necesaria para perder peso en el futuro.

Segunda mitad del embarazo

La nutrición durante el embarazo en este período es algo diferente: se recomienda comer de 5 a 6 veces al día. Esto es un poco más que en la primera mitad, pero una condición permanece sin cambios: las especias calientes, los condimentos y el café deberán abandonarse. Hay una lista de muestra de alimentos que deben tomarse en los alimentos. Por ejemplo, el requesón se debe comer alrededor de 150 g, mantequilla y aceite vegetal, de 30 a 40 g, 1 huevo, 500 g de leche y 50 g de crema agria. En cuanto a los productos de panadería, la norma del pan de trigo y centeno es de 150-200 g, se pueden comer 100 g de bollos o galletas, no se recomiendan más de 60 g para la pasta, además del agua y el jugo, se puede beber té y cacao.
Una hora antes de acostarse, se recomienda tomar un vaso de kéfir. Con respecto a la recepción de carne y pescado, entonces debe pintar la dieta para las mujeres embarazadas para que estos dos tipos de productos sean necesariamente para el desayuno y el almuerzo. Pero para la cena es necesario dar preferencia a los productos lácteos y vegetales, y la cena debe ser de unas pocas horas antes de acostarse, para que el cuerpo no se sienta pesado.

Problemas de salud para futuras madres.

No se debe descartar la posibilidad de que una mujer embarazada pueda tener una intolerancia simple o una reacción alérgica a los alimentos básicos. En este caso, debe coordinar completamente su dieta con la doctora consultora, que continuará liderando el embarazo. La nutrición durante el embarazo (menú) se calculará de tal manera que no provoque alergias a ciertos productos, pero al mismo tiempo satisfaga las necesidades del feto en desarrollo. Por ejemplo, si no hay posibilidad de renunciar a algo, entonces esos alimentos se consumirán en pequeñas dosis, que aumentarán gradualmente. Los productos alergénicos se diluyen en agua hervida y se toman en una cucharadita una vez al día. Gradualmente, la dosis y la concentración aumentarán a dos, y luego a tres cucharas. Tal entrenamiento sugiere un aumento gradual en la dosis, de modo que en el futuro haya una oportunidad de comer incluso aquellos alimentos que son alérgicos.

La nutrición adecuada durante el embarazo es supervisada por un médico y en los casos en que el embarazo se presenta con alguna complicación, por ejemplo, si la niña tiene obesidad, enfermedades crónicas u otras desviaciones de la norma.

¿Qué hacer con la toxicosis tardía?

El problema más común es la aparición de toxicosis tardía; en este caso, los médicos recomendaron descargar la dieta. Рацион питания для беременных включает в себя яблочную диету – она подразумевает, что девушка пять раз в день съедает приблизительно по 300 г печеных, спелых или же сырых яблок. В итоге получится 1,5 кг в день. Существует арбузная диета, построенная по такому же принципу, но в итоге выходит 2 кг арбуза в день. В любом случае подобные диеты достаточно неполноценны в химическом и энергетическом плане, поэтому их назначают не чаще 1 раза в неделю.

Los principios básicos de la nutrición de las mujeres embarazadas.

Esperar a un niño es un buen momento para cambiar a una dieta saludable y redefinir sus hábitos. Perovye, que tendrá que cambiarse: el número de comidas y cambiar de 3 comidas al día a 4-5 comidas al día.

Con el aumento en el número de comidas, debe reducir el volumen de las porciones. La futura madre no necesita comer por dos, a excepción de los kilos de más y los problemas adicionales debido al sobrepeso durante el parto, esto no será posible.

Comer a menudo y en pequeñas porciones.

Los productos deben ser frescos y naturales: sin conservantes ni productos sintéticos. La dieta debe contener verduras frescas, frutas, bayas y verduras, que resuelvan perfectamente el problema del estreñimiento y contribuyan a la normalización de los intestinos, así como la carne, el pescado, los productos lácteos, las principales fuentes de proteínas y la prevención de la anemia y la deficiencia de calcio en el cuerpo.

Cómo comer durante el embarazo

  1. No abuse de una gran cantidad de alimentos, no coma en exceso, de modo que no haya sensación de pesadez en el estómago. No se recomienda saltarse las comidas. Si sientes hambre, es mejor hacer un bocadillo en forma de manzana o yogur.
  2. Es necesario desayunar inmediatamente después de levantarse. Cereales nutritivos: avena, trigo sarraceno, maíz, rico en microelementos y vitaminas, ideal para las comidas de la mañana,
  3. Un menú variado es una condición importante para la nutrición de las futuras madres. Cada producto es útil y solo traerá beneficios para el niño. El uso de los mismos platos puede llevar a la falta de ciertos útiles y nutrientes en el cuerpo,
  4. Debe limitar la cantidad de dulces, pastelería y productos de harina en su menú. El azúcar se puede reemplazar con miel, dulces, frutas, pasas, nueces,
  5. La primera mitad del día es el mejor momento para la ingesta de alimentos con proteínas, el tiempo de la tarde y la noche es perfecto para el consumo de productos lácteos, lácteos y vegetales,
  6. La nutrición adecuada durante el embarazo implica beber suficiente agua para evitar la hinchazón en las mujeres embarazadas. Las bebidas de bayas, compotas, jaleas, caldo de dogrose y té débil son útiles,
  7. Prefiera los alimentos al vapor, guisados, cocidos u horneados. Para alimentos fritos, use la menor cantidad de grasa posible.

Es importante El uso indebido de productos de harina y la cocción puede causar la fermentación en los intestinos y provocar molestias y molestias.

La nutrición adecuada de una mujer embarazada: menú

Desayuno:

Como la primera comida después de despertarse, el muesli con leche con varios cereales, trozos de frutas y bayas, será adecuado. Este desayuno saturará el cuerpo, energizará y proporcionará calcio y fósforo.

Las frutas frescas de temporada, rellenas con yogur casero o congeladas, que no pierden sus propiedades beneficiosas durante la descongelación, también serán útiles. Una variedad de cereales, huevos en cualquier forma, tostadas: con requesón, queso, tocino, verduras, guisos de requesón será un excelente desayuno y garantizará una nutrición adecuada durante el embarazo.

El segundo desayuno:

El segundo desayuno: merienda antes del almuerzo con fruta, yogur, batido con la adición de una fruta o un puñado de nueces y frutas secas.

El almuerzo:

Almuerzo - una comida completa. Incluir en las sopas de dieta, carne hervida, al horno o guisada, el pescado es útil. Las papas hervidas, las verduras al vapor, la pasta o la pasta son adecuadas para decorar. No te olvides de las ensaladas de vitaminas con aceite de oliva, verdes. Después del almuerzo, puede tomar un vaso de jugo, compota o té de hierbas.

Te de la tarde:

La hora del té le permite apagar la sensación de hambre antes de la cena y cargar el cuerpo con energía, para hacer frente a un estado de sueño después de la cena. Verduras frescas y jugos de frutas adecuados, magdalenas o panecillos con miel o mermelada, masa de cuajada o platos de cuajada.

La cena:

Para la cena, los guisos con carne y verduras, platos de pescado, platos de huevo y ensaladas frescas son perfectos. También puedes comer un bollo con leche o yogurt.

Segunda cena:

La segunda cena suele caer más tarde. Para no cargar el estómago antes de acostarse y calmar la sensación de hambre ayudará a tomar un vaso de leche tibia, puede hacerlo con miel, un trozo de queso con una galleta seca o un puñado de frutas secas o nueces. Productos lácteos adecuados: leche fermentada al horno, yogur, kéfir.

Nutrición adecuada durante el embarazo semanalmente.

Primeras 4 semanas el embarazo es el momento en que la futura madre se da cuenta de que ahora debería tomar su salud de manera más responsable: comer de manera diferente. Es necesario abandonar los refrigerios rápidos "sobre la marcha", olvidarse de las comidas rápidas (perros calientes, papas fritas), carnes ahumadas y cambiar a ensaladas de verduras, productos lácteos y frutas frescas.

La nutrición adecuada durante el embarazo en las primeras etapas debe proporcionar al cuerpo de la mujer embarazada el calcio suficiente, necesario para la formación de huesos fuertes del feto. El calcio es rico en todos los productos lácteos, productos lácteos, especialmente queso cottage, verduras verdes, brócoli.

Además, el cuerpo de la futura madre necesita manganeso y zinc, contenido en huevos, papilla, plátanos, pavo, espinaca y zanahorias.

La toxicosis es frecuente en mujeres embarazadas, por lo que una nutrición adecuada en el primer trimestre del embarazo entre 5 a 10 semanas Es excluir alimentos que puedan provocar vómitos. Esto se aplica a los alimentos ricos en calorías y grasas. Cuando las náuseas deben comer porciones pequeñas, limón útil, chucrut, caldo de las caderas, rico en vitamina C, así como albaricoques secos, especialmente antes de acostarse.

11-12 semanas de embarazo - Un período de gustos inusuales en comida en mujeres embarazadas. No te niegues ni siquiera a las combinaciones de productos más atrevidas. suficiente

13-16 semana El tiempo de finalización de la formación del esqueleto del feto. Beber leche, requesón, kéfir beneficiará al futuro bebé.

Durante 17-24 semanas La formación y el desarrollo de los órganos de la visión y la audición en un niño se produce. En estas semanas, los alimentos ricos en vitamina A son beneficiosos. En grandes cantidades, se encuentra en el repollo, las zanahorias y los pimientos.

Con 24 a 28 semanas las futuras madres pueden experimentar una sensación desagradable de acidez estomacal, que se asocia con la presión del estómago sobre el útero, que ha aumentado sustancialmente en este período en tamaño. Evite el uso de alimentos grasos y picantes, salsas y condimentos, renuncie a las bebidas carbonatadas. Para la acidez estomacal, los cereales son útiles, especialmente la harina de avena y el alforfón, las sopas de verduras magras, la carne hervida y las verduras al vapor.

29 - 34ª semana de embarazo - El período de formación y desarrollo del cerebro del niño. En la dieta deben prevalecer los pescados rojos, lácteos y productos lácteos, frutos secos y huevos. La nutrición adecuada para las mujeres embarazadas en este período especialmente es importante!

A partir de 35 semanas - Mientras prepara el cuerpo para futuros géneros, necesita energía. La fuente de energía y el fortalecimiento del cuerpo son las verduras frescas y hervidas. En la dieta, se debe reducir la cantidad de platos de carne y pescado, huevos y alimentos ricos en calcio, ya que el cuerpo no necesita calcio antes del nacimiento. Su exceso de cantidad conducirá al endurecimiento de los huesos del cráneo del niño y le dificultará el paso por el canal de parto.

Es importante Se debe prestar más atención al uso de grasas vegetales, para rellenar con ensaladas de aceite vegetal, agregar a los vegetales. El aceite vegetal ayuda a aumentar la elasticidad muscular y la excelente prevención de las hemorroides.

Embarazo: un momento en que una mujer puede pagar todo en su dieta, pero para cumplir con la medida, se adhiere a las reglas básicas de nutrición. Después de haber organizado una nutrición adecuada durante el embarazo por semana, una mujer no debe negarse pequeños placeres, una fuente de emociones positivas, tan necesarias para el bebé.

Dieta y nutrición en el 1er trimestre.

En el primer trimestre del embarazo, el embrión se convierte en un feto. Ya en 3 semanas se puede escuchar el latido de un corazón pequeño, y a las 4 semanas aparecen los ojos, la columna vertebral, el sistema nervioso y circulatorio, así como los intestinos formados. Al mismo tiempo, el cerebro nace y el embrión se "transforma" gradualmente en un feto. Estas son las semanas más serias en el desarrollo del futuro bebé, por lo que es especialmente importante que el feto reciba todo lo necesario para su desarrollo completo. En el primer trimestre, una mujer embarazada debe elegir los productos con especial cuidado.

Es bueno saberlo! Para reducir el riesgo de anomalías congénitas en el feto en la dieta de la madre debe ser proteína, ácido fólico, zinc, selenio, cobre. El yodo, el cobalto y las vitaminas de los grupos C y B reducirán las manifestaciones de toxicosis en las mujeres y ayudarán a la formación adecuada de la glándula tiroides en el feto.

Las proteínas no solo reducen el riesgo de anomalías fetales, sino que también son los bloques de construcción para las células embrionarias. El ácido fólico (vitamina B9) contribuye a la división celular oportuna y es responsable del sistema nervioso del bebé. La falta de estos elementos en el cuerpo de una mujer embarazada en el primer trimestre puede llevar a consecuencias irreversibles para el bebé después del nacimiento. Para evitar esto, una dieta rica en estos elementos debe incluirse en la dieta del primer trimestre todos los días:

  • carne magra y huevos,
  • legumbres
  • repollo, lechuga, guisantes,
  • Pan integral (contiene mucha fibra y vitamina B).
  • queso, requesón (estos productos deben ser bajos en grasa),
  • col rizada de mar
  • Jugos frescos, especialmente manzana y apio,
  • el higado

La salud del feto depende de lo que come durante los primeros tres meses de embarazo, así que abandone todo lo que pueda afectar de manera adversa el desarrollo del feto y no obtendrá beneficios tangibles:

  • Comida rápida y comida rápida.
  • galletas y papas fritas,
  • bebidas carbonatadas
  • comida enlatada
  • café (excluir completamente, ya que puede haber malas consecuencias por el aumento de la presión al aborto involuntario),
  • Vinagre, pimienta, mostaza.

Dé preferencia a las frutas y verduras: son mucho más útiles para usted y para el futuro bebé.

Loading...